wwww.paztotal.org
Seguridad o inseguridad
Reflexion (Paz Total)

Dios es nuestro amparo y fortaleza, nuestro pronto auxilio en las tribulaciones. Salmos 46:2.

Vivimos en un mundo donde prevalece mucho la inseguridad, a pesar de todo utilizamos muchos sistemas de seguridad en nuestra casa desde que salimos de casa por la mañana, y aun saliendo no sabes si regresas a ella por la noche, a pesar de todo los adelantos tecnológicos que son diseñados para tener protección y seguridad, las empresas de seguridad han crecido mucho en estos últimos años, pero aun así nos sentimos inseguros en determinados momentos de nuestras vidas por diferentes eventos o calamidades que surgen inesperadamente y cuando no las esperamos, estas pueden ser: accidentes, robos, homicidios, desastres naturales, o hasta el simple temor cuando transitamos por un sitio donde predomina la oscuridad, hacer una lista de nuestros temores realmente tomaría muchas páginas. Que es la inseguridad? Precisamente es la ausencia o falta de seguridad, en cambio la seguridad; es la confianza en algo, dependiendo el área o el campo que haga referencia, es un sentimiento de seguridad o confianza frente a una carencia o peligros externos que afecten. La Biblia expresa lo siguiente sobre la seguridad; la seguridad de Dios hacia nosotros no radica en las cosas que nos rodean, sino en las cosas espirituales, nuestra verdadera seguridad radica en que Dios nos protege, tal como dice el Salmos 91: “El que habita al Abrigo del Altísimo. Morara bajo la sombra del Omnipotente…” este hermoso Salmo de protección muestra lo que Dios nos quiere decir; El es nuestro Protector, quien nos protegerá de todo mal que nos quieran hacer, y solo basta con creer en su palabra. La seguridad nos brinda protección, y esta protección nos libra de los distintos peligros que podamos afrontar, ahora donde podemos encontrar esa seguridad y protección? Nuestra verdadera seguridad la podemos hallar es a través de Cristo Jesus, nuestro salvador, cuando usted y yo le aceptamos a él como nuestro salvador personal, cuando estudiamos su palabra, meditamos en ella y confiamos en sus promesas nos damos cuenta de que no hay nada de que temer para los que caminan con el señor. Solo Dios es nuestro amparo y fortaleza y el que se abriga debajo del altísimo, morara bajo la sombre del Omnipotente. Pon tu confianza en Dios y no quedaras defraudado.

Autor: Carlos Ramirez

Fecha de Publicación: 29-Dec-2017

Volver