wwww.paztotal.org
Fe y más fe.
Reflexion (Paz Total)

Es, pues, la fe la certeza de lo que se espera, la convicción de lo que no se ve. Hebreos 11:1

La fe es el elemento más valioso en la relación con Dios, sin ella es imposible disfrutar de las bendiciones y promesas que Dios tiene para sus hijos, y si hay una necesidad grande entre nosotros es esa necesidad de fe, de confianza y dependencia de Dios, tener fe en Dios significa entender que él es Dios, que su voluntad es mejor que la mía, que sus caminos son mejores que los nuestros, que su amor por nosotros supera todo amor humano, que su providencia nos sustenta, nos alienta y nos mantiene, que sus promesas son reales, genuinas y confiables. Dios jamás miente, jamás deja a los suyos y nunca se cansa de esperarnos. Hasta hoy hemos fallado en confiar en él, hemos creído mas las palabras del enemigo, que en nuestro amigo Dios, tal como fue engañada Eva en el edén así día a día somos engañados nosotros por Satanás, creyendo que tenemos que encontrar las cosas por nosotros mismos, cuando el señor nos dice que el llevara nuestras cargas, peleará nuestras batallas, nos sustentará con la diestra de su justicia y nos dará la victoria. Nuestros días en la tierra se hacen más difíciles porque no nos da la gana de confiar en las promesas de Dios, quien nunca nos prometió que las cosas saldrían perfectas en la tierra, pero si nos prometió que estaría con nosotros día tras día, que nunca faltaría el agua y el pan, que tendríamos que vestir y sobre todo la seguridad plena de que habitaremos ese hogar hecho por la misma mano de Dios para nosotros, en un lugar donde no habrá más enfermedad, ni muerte, ni llanto, ni dolor, ni temor, donde nuestros familiares así hayan muerto vivirán para siempre con nosotros, donde no nos separaremos jamás, donde podremos disfrutar de la creación de Dios para siempre. Estas si son las promesas de Dios y debemos confiar en el Dios de las promesas y dejar que nuestra vida se acerque a él cada día. En este nuevo año que comienza estas dejando todo en las manos de Dios o ya has comenzado tu propio camino, tus planes y proyectos por ti mismo sin él? Si así es quedaras defraudado este año también, o si de lo contrario te has agarrado de la mano de Dios reconociendo que no ves el futuro y que no te sientes competente para seguir y necesitas de su ayuda, entonces ya la victoria está segura para ti aunque no veas ni cómo, ni cuando. Dios es bueno y es el Dios de las promesas, si te falta fe pídele a Dios, si tienes temor busca a Dios, si aun no le conoces es tiempo de acercarte a él por medio de su palabra y deja que él mismo te de esa confianza para creer.

Autor: David Cedeño

Fecha de PublicaciĆ³n: 02-Jan-2018

Volver