wwww.paztotal.org
Con Dios aun el fracaso es éxito.
Reflexion (Paz Total)

Castígame, oh Jehová, mas con juicio; no con tu furor, porque no me aniquiles. Jeremías. 10: 23, 24.

Nos quejamos del trabajo y de las penurias que nos toca pasar a veces, sin embargo el mismo Dios envió a su hijo único despojado de toda riqueza, para salvar a los pecadores, viviendo penumbras y desilusiones, y aun así soportó todo por nosotros y su aparente fracaso (su muerte) fue el éxito de su obra; la salvación redentora de sus hijos. El profeta Jeremías le toco una parte difícil; enfrentar cara a cara a un pueblo desobediente e idolatra y lo peor aun este pueblo no estaba dispuesto a escuchar su mensaje ni porque viniera de parte de Dios, y hasta decidieron quitarle la vida, y en su fracaso Dios le dio el éxito, lo libro de la muerte y le mostró su salvación. A pesar de las amenazas de muerte, la ridiculización, ofensas y maltratos, el fiel profeta era diariamente fortalecido para resistir. Declaró con fe: "Mas Jehová está conmigo como poderoso gigante; por tanto los que me persiguen tropezarán, y no prevalecerán; serán avergonzados en gran manera, porque no prosperarán; tendrán perpetua confusión que jamás será olvidada." "Cantad a Jehová, load a Jehová: porque ha librado el alma del pobre de mano de los malignos." (Vers. 11, 13.) Cuando fue llamado a beber la copa de la tribulación y la tristeza, y cuando en sus sufrimientos se sentía tentado a decir: "Pereció mi fortaleza, y mi esperanza de Jehová," recordaba las providencias de Dios en su favor, y exclamaba triunfantemente: "Es por la misericordia de Jehová que no somos consumidos, porque nunca decayeron sus misericordias. Nuevas son cada mañana; grande es tu fidelidad. Mi parte es Jehová, dijo mi alma; por tanto en él esperaré. Bueno es Jehová a los que en él esperan, al alma que le buscare. Bueno es esperar callando en la salud de Jehová." (Lam. 3: 18, 22-26.) PYR Pág. 310. Nunca te quejes ni dudes de que Dios está contigo a pesar de que te sientas fracasado en un momento, aunque no veas nada, solo confía y espera en Dios. “Porque nunca decayeron sus misericordias. Nuevas son cada mañana”

Autor: David Cedeño

Fecha de Publicación: 23-Aug-2018

Volver