wwww.paztotal.org
Reflexion (Paz Total)
Porque?
Hay cosas que no podemos entender y nos causan mucho dolor, sufrimos muchísimo y tendemos a llenarnos de ira y de rabia contra Dios, porque no entendemos su proceder, misteriosas situaciones nos hacen llorar de dolor como cuando perdemos a un ser amado, no entendemos el propósito de la situación, y nos desconsolamos al pensar en que Dios es un tirano que nos abandona a nuestra suerte, sin embargo el señor y poderoso Dios no posee un carácter como el que Satanás nos ha hecho ver, sino que tiene que tomar decisiones difíciles por amor a nosotros y en el momento que él considere más imperativo, por eso ante el dolor, ante la muerte y la pérdida más grande que podamos tener, tenemos que saber que Dios en su amor, sigue siendo bueno y tiene un propósito para nuestra vida. Un jovencito sufría mucho y se lleno de odió contra su rey por haber sido separado de sus padres cuando era muy chico, sus padres enfermos de muerte yacían en el lecho esperando lo inevitable y el niño pequeño estaba allí llorando a su lado, llegaron los soldados e irrumpieron en la casa y se llevaron al niño pequeño, separándolo de sus padres y dándolo a un hogar adoptivo, el niño creció lleno de odio por quien le separó de sus padres, mas sin embargo un día entendió que esa fue la salvación de él mismo, separado de unos padres contagiados de una enfermedad mortal y de seguir allí el también habría muerto, por eso lo que para el niño fue separación, para el rey fue el rescate del niño. (La espada de Denys Anwick). Los motivos de Dios solo lo conoce él, pero si confiamos en su amor y su bondad a pesar de lo que no entendemos hoy, en el futuro entenderemos que Dios es misericordioso y que tiene un plan para rescatarnos y salvarnos, y solo es posible si confiamos en él a pesar de que no entendamos nada hoy, confía en el señor, el no nos dejará jamás y pronto todas las preguntas tendrán respuestas, pero hoy solo confía y avanza.
Porque esta leve tribulación momentánea produce en nosotros un cada vez más excelente y eterno peso de gloria; no mirando nosotros las cosas que se ven, sino las que no se ven; pues las cosas que se ven son temporales, pero las que no se ven son eternas. 2. Corintios 4:1,18

Autor: David Cedeño

Fecha de Publicación: 06-Mar-2019

Volver